"Cero Market" se convirtió esta semana en el primer supermercado argentino libre de envases. Sus fundadores decidieron abrir a pesar de no tener experiencia en el supermercadismo, porque querían consumir de forma responsable alimentos y objetos libres de plástico, sin embargo advirtieron que "la mitad de las cosas era imposible" de conseguir de esa manera,
Ana Pierre, cofundadora de Cero Market, participó del segmento "Gente que sí" del programa El Permitido de Mdz Radio y contó que "la intuición llegó sin conocer estos mercados", pero imaginaban que existía en otras partes del mundo. Por este motivo Ana decidió viajar a Europa donde advirtió que "hay muchísimos supermercados de este tipo y es una tendencia creciente".

Retomando la práctica de compra a granel, los clientes llevan sus recipientes, lo pesan vacíos, llenan y vuelven a pesar en el local que abrió sus puertas el lunes pasado en CABA.

Además de ser amigables con el medio ambiente evitando los plásticos de un solo uso, este local ofrece la posibilidad de venta sin consumo mínimo. "Estamos en contra del desperdicio de alimentos, cuando uno se ve obligado a comprar más unidades de las que necesita se desperdicia comida y eso no puede ser en este mundo", dijo una de sus creadoras a Mdz.

ANMAT determina requisitos para este tipo de compras a granel. Es por esto que en Cero Market hay "contenedores de gravedad y tachos herméticos para evitar la contaminación". Además, cada recipiente está etiquetado con los aportes nutricionales de cada alimento para entregar toda la información pertinente a los clientes.

Hasta el momento el "súper" ha captado la atención y ha estado trabajando a su capacidad máxima. Cada cliente lleva su propio contenedor, bolsa de tela, tupper, vidrio, etc. y elige todos los productos que desean comprar. Aunque algunos se olvidan, desde Cero Market aseguraron a El Permitido que "8 de cada 10 clientes entran con su contenedor".

Si querés conocer en detalle este emprendimiento, escuchá la nota completa acá.