En diálogo con el programa Uno Nunca Sabe, el analista Daniel Bilotta analizó el proyecto de reforma judicial presentado por el presidente Alberto Fernández. 

El Consejo Consultivo conformado por los 11 miembros elegidos por el presidente se dá un plazo de 90 días para avanzar en el proyecto. Bilotta señaló que se trata de un plazo muy corto para lograr las modificaciones que se plantean. "La especulación política que se hace de esta situación es que la reforma ya está escrita y que la ampliación del número de la Corte es lo más sustancioso que tiene el proyecto", dijo. 

Otra de las lecturas que se hacen de esta reforma es que se trata de una maniobra para favorecer las causas que tiene en su contra la vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner. La Corte es la última instancia judicial que tiene cualquier persona para apelar una causa. "La impresión es que Cristina tiene la intención de llegar a esa instancia si no la favorecen los fallos de tribunales inferiores", señaló Bilotta. 

También destacó la importancia de la figura de Elena Highton de Nolasco, quien tiene gran cercanía con la figura del presidente. Actualmente la Corte cuenta con 5 jueces, pero de ampliar la cantidad a 9, el oficialismo contaría con mayoría en el supremo tribunal. 

"Es la gran apuesta de Alberto Fernández. Que Highton de Nolasco sea la llave  en una modificación eventual de los miembros de la Corte, y así darle una mayoría que le transmita tranquilidad a Cristina en su frente judicial", señaló el periodista. 

Por el contrario, se complica un posible acuerdo por parte de la oposición en esta discusión de la reforma. "Hay que ver qué hace el radicalismo y hay que ver qué hace el Pro porteño", dijo Bilotta, que señaló que "se trata de un plazo muy largo para una Corte que se encuentra profundamente dañada".